Mortero monocapa

Como lo hacemos

Aplicamos un mortero predosificado industrialmente, compuesto por cemento, aditivos, áridos, y fibras, al que únicamente se le añade agua en obra y una vez amasado, se extiende o proyecta sobre las paredes de cerramiento en una sola capa de unos 15 mm de espesor, con distintas posibilidades de texturas y colores que constituye el acabado de fachada.

El producto terminado posee interesantes propiedades impermeables y transpirables que contribuyen al buen comportamiento higrotérmico de las fachadas, aunque no supone ninguna mejora en su aislamiento térmico acústico.

El aspecto final del monocapa se puede escoger entre una serie de posibilidades en función de los pigmentos y el tratamiento final de la superficie una vez aplicado sobre el soporte.

 

Ahorro energético – acústico

Ahorro energético estimado en invierno: 0%

Ahorro energético estimado en verano: 0%

Aislamiento acústico estimado   0%

 

Una opinión

Dentro de los sistemas de rehabilitación de fachadas, sin mejoras de aislamiento exterior, ofrece las características técnicas más interesantes así como una amplia gama de colores y  texturas.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies